Date:abril 24, 2020

Literatura en casa: Manualidades e ideas a partir de esta semana cultural

A propósito de las actividades realizadas esta semana, y sabiendo que muchos integrantes de nuestra comunidad se han aventurado a descubrir nuevas habilidades creativas en estos días de confinamiento, te invitamos a tomar a la lectura como punto de partida para crear piezas útiles y entretenidas al mismo tiempo.

¿Qué es un lectómetro?

El lectómetro es una idea magnífica para ayudar a los niños a leer e incitarles a superarse frecuentemente en el ámbito de la lectura. Este para ellos representa un juego educativo, pero en realidad se trata de un modo creativo y divertido de ayudarlos a leer Es una idea que se practica en muchas escuelas en la actualidad, aunque la técnica en tiempos de cuarentena podría funcionar también para emplearse en el hogar, donde existan varios libros.

Para crear el lectómetro necesitarás los siguientes materiales:
→ Una cartulina / papel con el dibujo del lectómetro para cada niño. En esta entrada encontrarás uno listo para descargar e imprimir en caso que no quieras dibujarlo.
→ Lápices de colores, para que los niños pinten el lomo de cada libro una vez que ya los hayan leído.
→ Libros de cuentos o que sean estimulantes para los niños y que se encuentren a disposición de ellos de manera permanente. Puede ser en una mesa o repisa a su altura.

Método de uso
Una vez que tengas tu lectómetro listo, pégalo en alguna muralla, puerta o espacio accesible para el niño.
El dibujo comenzará en blanco y a medida que se avanza en la lectura, el menor deberá ir coloreando cada lomo.
También puedes optar porque escriba (o hacerlo tú) el nombre de los títulos terminados.
El avance en los colores te permitirá tanto a ti como al niño llevar un registro de lectura.


Mini Libros

Los minilibros son elementos ideales para regalo o para conmemorar el Día del Libro. Puede utilizarse para escribir recuerdos o dibujos especiales.

Materiales:
Tijeras
Regla
Pegamento
Trozo de papel más grueso
Hilo o pita

Paso a paso:
1. Dibuja en un papel el tamaño elegido para tu mini libro. Una buena referencia es contemplar 6,5 x 6,5 cms para ambas tapas y algunos centímetros menos para el interior.  Corta un rectángulo de 13 x 6,5 y luego pártelo por la mitad.
2. Corta los interiores en el papel de tu gusto o que te sobre de alguna libreta vieja. Estos serán cuadraditos de unos 6 x 6 cms. Puedes cortar una sola pieza alargada y doblarla en el interior o cada página por separado
3. Para hacer el lomo, toma el papel grueso y haz cinco agujeros en un extremo, emparejándolos antes para que sean o más iguales posible. Haz primero los de las puntas, luego el del centro y los otros dos ya te quedan más centrados.
4. Ubica las hojas dentro del papel más grueso de manera que este último sirvan como portada.
5. Corta un metro aproximado de hilo, enhébralo en la aguja lanera y dóblalo justo por la mitad, asegurándote que queden ambos cabos iguales. Puedes realizarlo también con pita
6. Pasa la aguja e hilo por el agujero más elevado, dejando hilo detrás sobre el que vamos a coser para fijarlo. Luego haz cruces hacia abajo, pasando dos veces por cada agujero.
7. Al llegar al final pasa por debajo de la última enhebrada y realiza un nudo en la punta de los dos hilos, luego dobla el hilo en los extremos para dar una terminación más firme a tu mini libro, ¡y listo!


¿Quieres jugar a ser autor?

A continuación te dejamos un cuento y algunas tiras cómicas para poder practicar en casa. Todos ellos cuentan con burbujas en blanco para poder imprimir, rellenar y colorear, conformando diálogos y pensamientos propios.

Aprende más sobre la estructura de un cuento rellenando esta historia con su introducción, desarrollo y desenlace.

Descarga una tira de “Geraldo y Cerdita” los dos protagonistas de la serie de cuentos de Mo Williams, uno de los títulos más queridos de nuestra Biblioteca.

Tiras cómicas temáticas:
Cocina
Autos
Invierno